Los vehículos históricos y de colección, concepto y repaso de modelos

No cabe lugar a duda que histórico es el nombre correcto para el Estado. Así aparece en el Real Decreto 1247/1995, de 14 de julio. En el que se aprobó el Reglamento de Vehículos Históricos, que luego fue modificado por el Real Decreto 920/2017.

Vehículo de colección: aquel que por su interés, relevancia o por poseer alguna rareza o peculiaridad deba ser catalogado de vehículo histórico, incluso no disponiendo de una edad superior a 30 años.

Los vehículos de época son aquellos que pertenecen a las primeras décadas de la historia del automóvil, normalmente aquellos modelos que por su morfología difieren de los automóviles actuales. Tener, querer o preservar un clásico no lo convierte en vehículo de colección por defecto, este debe disponer de alguna característica que lo haga destacable y sobre todo, deseable para los coleccionistas.

Para que un coche sea considerado como histórico debe reunir las siguientes condiciones para que el vehículo pueda ser matriculado; que haya sido fabricado o matriculado por primera vez hace 30 años o más, que no se fabriquen más unidades de ese modelo y debe mantener su estado original sin cambios en sus características técnicas.Todo aquel vehículo que cumpla alguna de estas características puede ser objeto de ser catalogado como ‘vehículo histórico’ a efectos legales, lo cual el propietario puede solicitar ante las autoridades competentes.

Todos los vehículos de más de 25 años pueden disfrutar de la bonificación del Impuesto de Circulación, generalmente, la mayoría de ayuntamientos la practican una vez llegada esa fecha, y en algunos casos, este tipo de vehículos pueden disfrutar de precios de seguro considerablemente más económicos.

Requisitos que deben cumplir los vehículos históricos

  • Con la nueva normativa establecida por el Real Decreto 920/2017 se modifica la periodicidad de las inspecciones técnicas de los coches antiguos. Desde mayo de 2018, los vehículos con menos de 40 años deben pasar la ITV cada dos años; si la antigüedad oscila entre 40 y 45 años, la revisión es trienal; y en el caso de que el coche tenga más de 45 años, es necesario pasar la ITV cada 4 años. 
  • Como hemos comentado antes, la nueva ley establece que sólo los coches con más de 30 años pueden ser registrados como modelos históricos. Antes de esta norma, este periodo estaba fijado en 25 años.
  • Además de la antigüedad, para que un coche se considere clásico es necesario que esté incluido en el Inventario General de Bienes Muebles de Patrimonio Histórico Español, se trate de un vehículo de colección, haya sido declarado de interés cultural o que haya formado parte de algún acontecimiento histórico o de la vida de algún personaje importante. Para ello es preciso contar con un informe de algún club de clásicos o directamente del fabricante donde se refleje la característica distintiva que reúne el vehículo. 

​​​​​​​

(0 votos, promedio: 4 de 5)



Envío noticia de seguidor
Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK politica de cookies, aqui.